Cómo bajar la presión arterial sin medicamentos – Salud Por Minutos
Cargando...
Cargando...
Download!Download Point responsive WP Theme for FREE!

Cómo bajar la presión arterial sin medicamentos

Cargando...

 

 

 

La presión arterial alta es una de las enfermedades más comunes. La mayoría de las personas diagnosticadas con hipertensión reciben tratamiento con medicamentos. Este artículo te enseñará algunos pasos fáciles para bajar la presión arterial sin necesidad de medicamentos, desde consejos útiles que puedes poner en práctica, recomendaciones dietarias, hasta cambio de hábitos que pueden estar causando el aumento de la presión arterial.

Cómo bajar la presión arterial sin medicamentos

Evita la sal (sodio, cloruro de sodio, NaCl). Se necesita una cantidad pequeña de sal (sodio o cloruro) en la alimentación. El sodio ayuda a regular los procesos eléctricos en los nervios y los músculos pero puede causar que retengas líquidos y hace que tu sangre tenga más volumen. Si la sangre tiene más volumen, el corazón tiene que latir más fuerte para movilizar ese exceso de volumen por el cuerpo.

1. Cocina tu propia comida baja en sodio o sin sal, o cómprala

El consumo de sal hace que la presión arterial suba. Recuerda, no sólo es la sal que le pones a la comida cuando cocinas, o en la mesa, sino la cantidad de sodio que hay en las comidas que compras preparadas. (Si la comida está salada o no, no es el punto. Aguar una sopa no ayuda a menos que te deshagas de la mitad de esa agua o de toda el agua). Recuerda que no solo se trata de la sal que le pones a la comida mientras cocinas o la que usas en la mesa, también se trata de la cantidad de sodio en las comidas preparadas que compras. Debes “tener presente las etiquetas” y comprar alimentos “sin sal” o “bajos en sal/sodio” y debes cocina sin sal.

Evita las conservas

Para bajar la presión arterial debes evitar las comidas comunes en conserva, enlatadas y en botella como carnes, pepinillos, sopas, chiles, tocino, jamón, salchichas, productos de panadería y con glutamato monosódico (GMS), y carnes con agua agregada (tienen un alto contenido más alto de sodio). Además debes evitar los condimentos como la mostaza preparada, la salsa, la salsa picante, la salsa soua, el kétchup, la salsa tipo barbacoa y otras salsas.

La dieta de una persona promedio en Estados Unidos incluye hasta 5.000 miligramos (5g) de sodio por día, lo que prácticamente todos los profesionales médicos consideran extremadamente nocivo para la salud. Trata de no coumir mas de 2g (2.000mg) por día.

Los médicos suelen recetar “dietas bajas en sodio“, que tengan entre 1100 y 1500 miligramos por día. La Asociación Americana del Corazón (American Heart Association) explica que el cuerpo humano puede funcionar con apenas 200 mg de sodio por día.

Si te resulta difícil vivir sin el sabor “saladito”, puedes usar alguna de las muchas marcas de condimentos que tienen hierbas o sal falsa en el mercado. No sólo son productos “bajos” en sal, sino que son sustitutos de la sal y estos cambios te ayudarán a bajar la presión arterial sin medicamentos.

2. Llevar una dieta moderada

Lleva una dieta moderada, sin tanta grasa, y evita los estimulantes para disminuir la presión arterial. Debes evitar la cafeína, los carbohidratos blancos (aunque las pastas no forman azúcar tan rápidamente como lo hacen el pan y los pasteles), caramelos, bebidas azucaradas y grasas dietéticas en exceso. Procura llevar una dieta con más vegetales, en lugar de carnes, leche y huevos.

Cargando...

Consume menos cafeína

Si dejas de consumir café y otras bebidas con cafeína, te bajará la presión arterial.Pero incluso una o dos tazas de café pueden subir la presión arterial al nivel 1 de hipertensión. Si una persona tiene hipertensión del nivel 1, por lo general, el café complica aún más el problema, porque la cafeína es un estimulante del sistema nervioso. Por lo tanto, los nervios agitados hacen que el corazón palpite más fuerte, lo cual sube la presión arterial. Si eres una persona que consume mucha cafeína (más de 4 bebidas con cafeína por día), tal vez necesites disminuir poco a poco el consumo para evitar los síntomas de abstinencia, como el dolor de cabeza.

Aumenta la fibra en tu dieta

La fibra limpia tu sistema y ayuda a controlar tu presión arterial al tener regularidad en la digestión. La mayoría de las verduras tienen mucha fibra, especialmente las hojas verdes. Muchas frutas, nueces y legumbres (frijoles y guisantes) también son ricas en fibra, y a la vez son productos integrales.

3. Prueba algunos remedios naturales

Consulta a tu doctor si crees que pueda ser una alternativa segura para ti. Se ha probado científicamente que muchos remedios naturales pueden bajar la tensión arterial de manera gradual, sin embargo es necesario llevar controles periódicos para evaluar las condiciones físicas del paciente.

Los mejores suplementos para bajar la presión arterial son la coenzima Q10, el omega-3, aceite de pescado, el ajo, la curcumina (de la cúrcuma), el jengibre, la cayena, el aceite de oliva, las nueces, la cimicifuga racemosa, el espino blanco, el magnesio y el cromo.

4. Toma vitamina B

Las vitaminas B12, B6 y B9 pueden bajar los niveles de homocisteína en la sangre que podría causar problemas cardíacos. También puedes encontrar estos nutrientes en los alimentos que consumes a diario.

5.- Consume alimentos ricos en Omega-3 y minerales como el potasio

Es importante el consumo de el jugo de tomate, las papas, los frijoles, las cebollas, las naranjas, las frutas y los frutos secos. Consume pescado dos veces por semana o más. El pescado contiene mucha proteína, y muchas clases de pescados, incluyendo el salmón, las macarelas y los arenques, también tienen un alto nivel de ácidos grasos omega-3, los cuales disminuyen las células de la grasa llamadas triglicéridos y promueven la salud del corazón en general, sólo pon atención de que sea pescado salvaje, no de criaderos que suelen estar muy contaminados.

Hábitos saludables para incorporar

1. Deja de fumar

Fumar sube la presión arterial por los estimulantes en el humo del cigarrillo. Si dejas de fumar, no sólo bajas tu presión arterial, sino que ayudas a tu corazón para que sea más saludable y así se reducen las posibilidades de contraer otras enfermedades como el cáncer de pulmón.

2. Baja de peso

Tener sobrepeso hace que tu corazón trabaje más, constantemente, y esto hace que tu presión arterial suba. Imagina que tienes 20 libras (9 kg) de más en tu cuerpo. Sería lo mismo que cargar una bolsa de 20 libras (9kg) de comida para perros. Intenta dar una vuelta a la manzana mientras cargas esta bolsa de comida para perros. Pronto, tu corazón comenzará a latir más rápido y más fuerte, te faltará el aire y te sentirás muy cansado. Con el tiempo, llegarás a un punto en que no verás la hora de bajar esa bolsa.

3. Evita las drogas y el alcohol

El uso excesivo de drogas y alcohol puede dañar muchos órganos del cuerpo, incluyendo el hígado y los riñones. Cuando estos órganos se dañan, pueden hacer que se acumulen líquidos en el cuerpo. Como se menciona anteriormente, el exceso de líquidos hace que el corazón lata más fuerte y esto hace subir la presión arterial.

Cargando...
Cargando...
error: Content is protected !!