Remedios naturales para eliminar los parásitos de tu cuerpo. – Salud Por Minutos
Cargando...
Cargando...
Download!Download Point responsive WP Theme for FREE!

Remedios naturales para eliminar los parásitos de tu cuerpo.

Cargando...

¿Sabías que la tenia más larga jamás encontrada en los intestinos de un ser humano tenía más de 82 pies de largo? 82 pies es la longitud de una piscina estándar. Esto es realmente impactante, ¿verdad? Esta es la razón por la que debes tener mucho cuidado y cuidar tu cuerpo. La verdad real y fea es que los parásitos como las tenias son mucho más comunes. Y sí, también afectan a las personas en los países desarrollados. En este artículo, le mostraremos las plagas más comunes que se encuentran en América del Norte, los signos de alerta temprana y cómo protegerse de todas las formas naturales. Parásitos en América del Norte
Según las últimas estadísticas, proporcionadas por los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades, los investigadores han encontrado que millones de estadounidenses reciben parásitos cada año. Y lo peor es que algunos de estos parásitos pueden vivir inadvertidos dentro de un huésped humano durante muchos años.

Hay tres tipos de parásitos que afectan a los humanos. 
1. Protozoos:
Los protozoos son organismos unicelulares y no se pueden ver a simple vista. Estos parásitos pueden funcionar como parásitos y por sí solos. Los expertos médicos dicen que cuando estos parásitos afectan a los humanos, tienden a multiplicarse, lo que da como resultado infecciones graves que incluso comienzan cuando los protozoos logran contraerlo. También debe saber que estos parásitos suelen estar contraídos por alimentos, agua o heces contaminadas. Otros protozoos viven en la sangre y tejidos humanos. Algunos incluso pueden encontrar su camino a través de mosquitos y moscas. Estos son los cuatro tipos de protozoos: Sarcodina, Matigophora, Ciliophora y Sporozoa. 
2. Helmintos
Estos son parásitos que son organismos multicelulares y los helmintos adultos pueden verse sin un microscopio. Los helmintos no necesitan un huésped para sobrevivir y no pueden multiplicarse en un cuerpo humano. Incluyen gusanos redondos, planarias y gusanos espinosos.

3. Ectoparásitos 
¿Alguna vez has oído hablar del término ectoparásito? Bueno, si su respuesta es no, debe saber que ectoparásitos es un término general para cualquier insecto que se adentra en la piel y permanece allí por un período de días, semanas o meses. Lo malo de estos parásitos es que la mayoría de las personas entrarán en contacto con ellos en un momento u otro. Los ectoparásitos incluyen garrapatas, piojos, ácaros y pulgas. También debe saber que es probable que estos parásitos transmitan enfermedades como la enfermedad de Lyme, así como otros patógenos. La diferencia entre un parásito y una infección parasitaria
Entonces, ¿cuál es la diferencia real entre un parásito y una infección parasitaria? Primero, debes saber que no todos los parásitos causan enfermedades cuando afectan a un huésped. Los expertos médicos advierten que algunos pueden vivir relativamente desapercibidos. Otros desarrollan, reproducen o liberan toxinas y pueden causar enfermedades graves, lo que se denomina una infección parasitaria.

¿Sabías que la tenia más larga jamás encontrada en los intestinos de un ser humano tenía más de 82 pies de largo? 82 pies es la longitud de una piscina estándar. Esto es realmente impactante, ¿verdad? Esta es la razón por la que debes tener mucho cuidado y cuidar tu cuerpo. La verdad real y fea es que los parásitos como las tenias son mucho más comunes. Y sí, también afectan a las personas en los países desarrollados. En este artículo, le mostraremos las plagas más comunes que se encuentran en América del Norte, los signos de alerta temprana y cómo protegerse de todas las formas naturales. Parásitos en América del Norte
Según las últimas estadísticas, proporcionadas por los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades, los investigadores han encontrado que millones de estadounidenses reciben parásitos cada año. Y lo peor es que algunos de estos parásitos pueden vivir inadvertidos dentro de un huésped humano durante muchos años.

Cargando...

Hay tres tipos de parásitos que afectan a los humanos. 
1. Protozoos:
Los protozoos son organismos unicelulares y no se pueden ver a simple vista. Estos parásitos pueden funcionar como parásitos y por sí solos. Los expertos médicos dicen que cuando estos parásitos afectan a los humanos, tienden a multiplicarse, lo que da como resultado infecciones graves que incluso comienzan cuando los protozoos logran contraerlo. También debe saber que estos parásitos suelen estar contraídos por alimentos, agua o heces contaminadas. Otros protozoos viven en la sangre y tejidos humanos. Algunos incluso pueden encontrar su camino a través de mosquitos y moscas. Estos son los cuatro tipos de protozoos: Sarcodina, Matigophora, Ciliophora y Sporozoa. 
2. Helmintos
Estos son parásitos que son organismos multicelulares y los helmintos adultos pueden verse sin un microscopio. Los helmintos no necesitan un huésped para sobrevivir y no pueden multiplicarse en un cuerpo humano. Incluyen gusanos redondos, planarias y gusanos espinosos.

3. Ectoparásitos 
¿Alguna vez has oído hablar del término ectoparásito? Bueno, si su respuesta es no, debe saber que ectoparásitos es un término general para cualquier insecto que se adentra en la piel y permanece allí por un período de días, semanas o meses. Lo malo de estos parásitos es que la mayoría de las personas entrarán en contacto con ellos en un momento u otro. Los ectoparásitos incluyen garrapatas, piojos, ácaros y pulgas. También debe saber que es probable que estos parásitos transmitan enfermedades como la enfermedad de Lyme, así como otros patógenos. La diferencia entre un parásito y una infección parasitaria
Entonces, ¿cuál es la diferencia real entre un parásito y una infección parasitaria? Primero, debes saber que no todos los parásitos causan enfermedades cuando afectan a un huésped. Los expertos médicos advierten que algunos pueden vivir relativamente desapercibidos. Otros desarrollan, reproducen o liberan toxinas y pueden causar enfermedades graves, lo que se denomina una infección parasitaria.

Puede tomar esto por ejemplo: la malaria es una infección parasitaria que causó 438,000 muertes en 2015 de 214 millones de casos anuales. Las infecciones parasitarias, como la malaria, tienden a prosperar en las regiones cálidas y húmedas cercanas al ecuador. Se estima que 3,2 billones de personas (casi la mitad de la población mundial) están en riesgo de contraer malaria.

Los humanos pueden contraer parásitos de las siguientes fuentes: 
• Comer frutas y verduras sin lavar. 
• Viajar a una zona donde se sabe que tiene plagas. 
• Mala higiene o saneamiento. 
• Agua contaminada. 
• Contacto cercano con humanos infectados. 
• Contacto cercano con animales. 
• Coma carne poco hecha.

Síntomas a los que debe prestar atención 
Nota: debe saber que es extremadamente importante para usted reconocer los síntomas de una infección parasitaria, especialmente si la ha adquirido en un país extranjero.

Debe tener mucho cuidado y visitar una clínica u hospital si observa alguna de estas señales de advertencia: 
• Dolor abdominal. 
• Gas e hinchazón. 
• Erupciones o picazón alrededor del ano o genitales. 
• Diarrea. 
• Estreñimiento. 
• Disentería (heces sueltas que contienen sangre o moco). 
• Sentirse cansado. 
• Pérdida de peso. 
• Se enferma fácilmente y con frecuencia. 
• Boca o labios de las heridas.

¿Podemos tratar los parásitos de forma natural? 
Pues sí, la naturaleza tiene sus propias armas naturales contra todo tipo de parásitos. Nota: pero, si cree que puede tener un parásito, siempre debe hablar con un profesional de la salud de inmediato. Si sus síntomas persisten o empeoran, vaya a una sala de emergencias o vaya a la clínica de inmediato. Y, cuando tenga su diagnóstico, debe comenzar a tomar este simple té para ayudar a su cuerpo a sobrellevarlo con claridad. Este té es muy simple y fácil de hacer. Sólo tienes que seguir las sencillas instrucciones. Esto es lo que necesitas hacer:

Receta: 
necesitará los siguientes ingredientes: 
• Una rebanada delgada de jengibre. 
• 1 diente de ajo. 
• ½ cucharadita de canela (opcional). 
Instrucciones: 
Esto es lo que debe hacer: primero, debe rallar ¼ diente de ajo y ½ rebanada de jengibre en una cacerola pequeña. Luego debe agregar la canela en polvo o la cuadrícula en un pequeño trozo de corteza de canela. Después de eso, debe agregar una taza de agua y calor a su estufa en la posición más baja. 
Nota: cuando empiece a hervir, debe retirarlo del fuego y dejarlo enfriar durante 5 minutos. Y recuerde, si desea agregar un poco de miel cruda, espere hasta que el té se haya enfriado a temperatura ambiente.

Cómo usarlo: 
asegúrese de beber 2-3 veces al día, antes de las comidas.

Cargando...
Cargando...
error: Content is protected !!